La senda que da acceso a uno de los paisajes más típicos y representativos de Liérganes –las famosas ‘Tetas- ya tiene su correspondiente homologación emitida la Federación Cántabra de Deportes de Montaña y Escalada. El Ayuntamiento recibía recientemente la notificación de esta popular orografía, reconocida oficialmente con el nombre de Picos de Busampiro.

La Federación Cántabra de Montaña es muy exigente a la hora de otorgar las certificaciones, y el recorrido transcurre en parte por el municipio de Riotuerto. Según explica el Ayuntamiento de Liérganes, el sendero que rodea los picos cuenta ya con homologación PR-S 24 ‘Picos de Busampiro’.

La ruta servirá para dar a conocer el magnífico entorno natural y de montaña que acompaña siempre a la postal patrimonial más reconocible del histórico municipio: el Puente Mayor y su viejo molino, que alberga el Centro de Interpretación del Hombre Pez
La concejal de Deportes del Ayuntamiento de Liérganes, Natalia Lavín, ha agradecido, en nombre del equipo de gobierno a Tono Gándara, senderista y vecino del pueblo, su colaboración y ayuda desinteresada en la homologación de esta ruta. Tono, ingeniero industrial jubilado, es un enamorado de su pueblo y siempre está dispuesto a colaborar con su ayuntamiento.
Se trata de un itinerario considerado como “fácil” por los expertos y que tiene un recorrido de 14,5 kilómetros. La tarea de homologación no ha sido fácil, ya que las nuevas normas de la Federación Cántabra de Montaña son bastante exigentes y “son pocas las rutas que lo consiguen”, ha afirmado Natalia Lavín.

img_0533
La senda de Busampiro, que rodea las Tetas, parte de Liérganes –junto al puente de la estación de ferrocarril–, y continúa por Rucandio, La Cavada, La Lombana, Angustina, el Pozo Negro en el río Miera, Rubalcaba, y finaliza de nuevo en Liérganes. Es una senda circular de unos 15 kilometros y una duración media de 4 horas, casi todo por pistas asfaltadas y algún sendero de tierra en la subida al pueblo de Rucandio. La misma es considerada apta para todas las edades.
El Ayuntamiento de Liérganes acometió, el pasado verano, la señalización y alguna pequeña mejora en el trazado que ha supuesto un coste aproximado de 5.000 euros. Tras ello, se solicitó la homologación a la Federación Cántabra de Montaña que ha certificado principalmente que la ruta habilitada es segura para el senderista, tras comprobar que se cumplen los requisitos de calidad. El Ayuntamiento se compromete a mantener en buen estado el sendero, porque de lo contrario podría perder la certificación conseguida..
Asimismo, el compromiso adquirido por el Ayuntamiento es hacer una senda por año. Por ello, el Presupuesto municipal para 2017 prevé una partida de 5.000 euros para señalizar y poner en valor la senda de los Pozos de Valcaba, en Pámanes, un territorio de Liérganes, en la ladera de Peña Cabarga, ligado a las antiguas minas de Cabárceno y Pámanes.