Nueva imagen de la Oficina de Turismo tras ser renovada

Casi 3.000 euros ha invertido el Ayuntamiento de Liérganes en la reforma de su oficina municipal de turismo, ubicada en el paseo del Hombre Pez. La instalación se encontraba en bastante mal estado por la falta de un adecuado mantenimiento. En una decisión más del equipo de gobierno para impulsar y promocionar el sector turístico, la oficina presenta un renovado aspecto, que ha sido muy bien valorado por vecinos y visitantes. 26.200 personas demandaron información en la oficina durante los meses de julio y agosto del pasado año, según los datos recogidos por el personal municipal

Dos grandes vinilos con las fotografías del puente mayor de Liérganes y el palacio de Elsedo, en Pámanes presiden la oficina, además de otras fotografías de diversos puntos del municipio. Se ha renovado la perfilería en mal estado, lo mismo que los carteles anunciadores, y el propio interior de la instalación. Este verano la oficina está abierta los siete días de la semana, y está atendida por cuatro profesionales de turismo, que también llevan las visitas gratuitas al Centro de Interpretación del Hombre Pez, en el molino situado junto al Puente Mayor y el río Miera. 

Un total de 24.719 personas pasaron por este centro de interpretación –que será remodelado este otoño por el Gobierno de Cantabria- el pasado verano. Las obras comenzarán  el 16 de septiembre gracias a un proyecto del Ayuntamiento que será costeado íntegramente -48.500 euros- por la Consejería de Innovación, Industria y Turismo. Liérganes pertenece a la Asociación de los Pueblos más Bonitos de España desde 2016.

Este año el Ayuntamiento ha editado, por primera vez, folletos de Liérganes en francés e inglés y ha colgado en su página web un atractivo video en 3D con 11 puntos turísticos de Liérganes y de Pámanes, además de haber estrenado, el pasado invierno, una vía ferrata en el pico Levante. 

Capital del municipio del mismo nombre, el conjunto urbano de Liérganes, declarado de interés histórico-artístico nacional en 1978, concentra una valiosa arquitectura clasicista de los siglos XVII y XVIII, fruto del auge económico que la fábrica de artillería propició en ese período en la comarca.

El núcleo urbano está asentado a los pies de dos pequeñas elevaciones: Marimón y Cotillamón, conocidas popularmente como “Las Tetas de Liérganes” por su parecido antropomorfo.Liérganes y su historia están ligados a la la leyenda del Hombre Pez, que como todas las leyendas tiene algo de real (su protagonista, Francisco de la Vega) y algo de ficción (su variado final). Francisco de la Vega nació en la localidad en 1660 y, tras arrojarse al río Miera, desapareció en el Cantábrico. Cuentan que fue localizado años después, perdida la razón y el habla, en la bahía de Cádiz.

Innegable es también la dualidad existente entre Liérganes y su balneario que, rodeado de una magnífica finca con arbolado de gran porte, le confiere un aire decimonónico característico.

La parte vieja de Liérganes es conjunto histórico-artístico e incluye, además de las casonas populares, el Palacio de Rañada o Cuesta-Mercadillo, la iglesia de San Sebastián, la parroquial de San Pedro Ad Víncula, las casas de los Setién y los Cañones, las capillas del Humilladero y el Carmen y el puente nuevo. A pesar de la indudable relevancia de este conjunto, el monumento más importante del municipio es el museo-palacio de Elsedo, en Pámanes. También destaca la Cruz de Rubalcaba.

La gastronomíua de Liérganes conquista por sus exquisitas carnes y pescados de río, así como por sus reconocidos quesos frescos y de nata y su famosa repostería a base de “sacristanes” o el chocolate con churros.

El palacio museo de Elosedo, ubicado en Pámanes, es una de las joyas arquitectónicas de la geografía regional. Declarado monumento histórico-artístico, el palacio data del siglo XVIII y su promotor fue Francisco de Hermosa y Revilla, primer conde de Torre Hermosa. Se asienta en varios cuerpos independientes entre los que destaca la capilla de severa ornamentación barroca y la torre octogonal, muestra única en Cantabria tanto por su finalidad no defensiva, como por tu tipología.

El palacio, fue adquirido por un matrimonio austríaco que dedicó gran parte de su fortuna a restaurarlo. En la actualidad, es propiedad de la familia de empresarios cántabros Santos Díez y alberga el Museo de arte Contemporáneo en el que pueden admirarse esculturas de Eduardo Chillida, Jorge de Oteiza, Pablo Serrano, Miguel Berrocal, Ramón Muriedas, José Clará… Además, Elsedo reúne una importante muestra de la pintura de nuestro siglo, entre la que se distinguen los valores más sobresalientes de la región: Pancho Cossío, Gutiérrez Solana, María Blanchard, Casimiro Sainz, Quirós, Raba, y otros como Sunyer, Redondela, Zabaleta…

foto-oficina-de-turismo