Derribadas dos casas en ruina del año 1900 en el centro de Pámanes

El Ayuntamiento de Liérganes ha derribado, en pleno centro de Pámanes, dos viejas casas en estado de abandono desde hace al menos tres décadas. La Junta de Gobierno Local declaró la ruina inminente tras el informe del  arquitecto municipal, que detectó graves fisuras y fallos estructurales en ambos edificios, cuya construcción data, según el Catastro, de 1900. Se ha optado por la ejecución subsidiaria, dado que los herederos de la dueña, que lo recibió en herencia en 1914, según se recoge en el Registro de Solares, no han efectuado la reparación de los inmuebles.

Los dos edificios constituían un grave problema de seguridad, dado que estaban al borde de la carretera autonómica Pámanes-Cabárceno, y a escasos metros de la parroquia de san Lorenzo y el Centro Cívico que alberga, entre otros servicios, el consultorio que el Servicio Cántabro de Salud (SCS), tiene en esta pedanía de Liérganes. 

La Junta Vecinal de Pámanes había reclamado de manera reiterada al Ayuntamiento el derribo de los edificios, cuyo perímetro había sido vallado, hace meses, por el Ayuntamiento para evitar accidentes ante la posibilidad de que se produjeran desprendimientos y derrumbes.

El derribo ha costado casi 35.000 euros y era una vieja reivindicación de los vecinos de Pámanes. Los trabajos han durado una semana y han sido efectuados por la empresa Palomera. En lo que va de legislatura, el Ayuntamiento ha derribado en Pámanes 5 inmuebles en pésimo estado que constituían un peligro para bienes y personas: uno en Bucarrero, otro en Tarriba, y tres más en el centro de Pámanes.

La ejecución subsidiaria –el Ayuntamiento derriba y con posterioridad pasa la factura a la propiedad del inmueble- es una opción legal a la que tienen que recurrir en muchas ocasiones los ayuntamientos cuando los propietarios no cumplen  con una exigencia legal básica: mantener las casas y fincas en condiciones de seguridad, salubridad y ornato.

“Las casas ahora derribadas no tenían, pese a su antigüedad, ningún valor artístico, pero da pena que las familias no sepan, cuando llega la hora del reparto de las herencias, llegar a acuerdos que permitan mantener las casas en buen estado”, ha asegurado el alcalde, Santiago Rego.

foto-2-derribo-en-pamanes foto-1-derribo-en-pamanes