El Pleno rebaja la tasa industrial de agua, basuras, alcantarillado y mercado

El pleno del Ayuntamiento de Liérganes ha aprobado varias medidas orientadas, a corto plazo, a dar una respuesta inmediata y proteger a los colectivos y sectores –hotelería, comercio y otros- más castigados por la situación económica adversa producida por la grave crisis sanitaria derivada del covid 19. Se trataba de una demanda formulada por la Asociación de Empresarios de Hostelería de Liérganes.

Aunque el PP no se presentó al pleno  extraordinario alegando dificultades en la agenda laboral de sus cuatro concejales, lo cierto es que el equipo de Gobierno municipal –formado por la ULP y el PRC- sacó adelantes acuerdos de mucha importancia, como la rebaja de la tasa de industrial de agua, basuras, alcantarillado y mercado.

Así las cosas, la Corporación aprobó la modificación puntual de la Ordenanza de Agua y Alcantarillado durante el primer semestre de este año. Los 78 negocios de todo tipo que pagan la cuota industrial del agua recibirán próximamente el recibo con la cuota doméstica, lo que supone un importante ahorro. Se verán beneficiados todos los negocios afectados, de una u otra forma, por la declaración del estado de alarma sanitaria.

En la misma línea el recibo de la recogida de basuras, que Liérganes delegó  en su día a la Mancomunidad El Brusco, junto a otros cinco ayuntamientos más: Ribamontán al Monte, Bareyo, Escalante, Arnuero y Argoños. Un acuerdo  plenario similar ha rebajado a todos los negocios la tarifa industrial a doméstica durante el segundo trimestre, que coincide con la mayor parte de la afectación por el estado de alarma. Inicialmente se iba a aplicar a la hostelería, y el Ayuntamiento de Liérganes solicitó que se hiciera extensiva al resto de negocios.

Y, por último,  el  pleno municipal de Liérganes, ha exonerado de pagar la tasa a los vendedores del mercado dominical. Ayuntamiento y empresa concecionaria –Sogema- han alcanzado un acuerdo para liberar a los vendedores ambulantes del  precio por el terreno que ocupan desde el 14 de marzo al 30 de junio. El mercado volvió al cien por  cien de puestos el primer domingo del pasado mes de julio y, a juicio  del equipo de gobierno, se trata de un sector que está sufriendo muy durante los efectos negativos de la crisis asociada al coronavirus.

El alcalde, Santiago Rego, ha destacado que, hasta ahora, el Ayuntamiento ha priorizado la seguridad y el bienestar de la ciudadanía, y hasta el momento se ha aportado una importante partida económica a tal fin. “Los gastos de los Servicios Sociales han aumentado y los servicios de emergencia se han incrementado para atender las necesidades de vecinos/as en situación de vulnerabilidad”, ha explicado.

En paralelo, además de reforzar varios servicios, como el de la limpieza para garantizar la salud y la seguridad de las personas, todos los departamentos municipales, adaptados a la nueva situación, han seguido prestando sus servicios de forma presencial y telemática. El regidor también ha destacado la rapidez con la que el Ayuntamiento se ha adaptado a la situación y ha agradecido el trabajo y el esfuerzo realizado por el personal del Ayuntamiento y los concejales que le acompañan en la gobernanza municipal.

Esta emergencia sanitaria ha tenido un impacto directo tanto en el ámbito privado como en el público. Hemos tenido que realizar un ejercicio de prudencia y responsabilidad enorme con el objetivo de gestionar los recursos municipales de la manera más eficaz y eficiente posible. Nuestra previsión no solo es de cara a este año, sino también al que viene, para poder seguir respondiendo a las necesidades y situaciones que puedan surgir en el futuro”.

En palabras del alcalde, hay una gran incertidumbre y una situación muy cambiante que obliga a adaptarse continuamente. “En estos momentos la colaboración interinstitucional es imprescindible para poder dar una respuesta integral a la ciudadanía, y reactivar la economía local. De ahí que tanto el Estado como la comunidad autónoma han de ir de la mano junto a los ayuntamientos”, ha concluido.  Lierganes, Valles Pasiegos